El Gobierno baja el IVA a los servicios del sector audiovisual y modifica las condiciones de las deducciones en las producciones internacionales

El último Consejo de Ministros del año 2018 aprobó un Real Decreto-ley donde se aprueba un paquete de medidas de urgencia sobre la creación artística cuyo objetivo principal se centra en “garantizar un adecuado desempeño de la actividad artística, sobre la base de la consideración de sus peculiaridades características que la hacen merecedora de un régimen fiscal, laboral y de la Seguridad Social que garantice su desarrollo adecuado, tal y como sucede respecto a otros sectores profesionales”.

La fiscalidad del sector; la protección laboral y de Seguridad Laboral, y la compatibilidad entre prestaciones por jubilación e ingresos por derechos de autor son los principales ámbitos en los que se centra el Decreto-Ley ya que son los que presentan mayores problemas.

NOVEDADES

-Baja el Impuesto sobre Valor Añadido (IVA) del 21 % al 10 % aplicable a los servicios prestados por intérpretes, artistas, directores, técnicos que sean personas físicas, a los productores y organizadores de obras y espectáculos culturales.

-Baja del 19 al 15 % el tipo de retención e ingreso a cuenta del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) aplicable a los rendimientos del capital mobiliario procedentes de la propiedad intelectual cuando el contribuyente no sea el autor.

-Se eliminan las obligaciones, incluidas en la Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2018, que debían asumir los productores de cine para acogerse a la deducción fiscal por producir cine internacional en España. adecuados para potenciar el efecto incentivador de las deducciones fiscales en la producción de cine.

-Se modifica el apartado 2 del artículo 36 de la Ley 27/2014, de 27 de noviembre, del Impuesto sobre Sociedades: “Los productores registrados en el Registro de Empresas cinematográficas del Ministerio de Cultura y Deporte que se encarguen de la ejecución de una producción extranjera de largometrajes cinematográficos o de obras audiovisuales que permitan la confección de un soporte físico previo a su producción industrial seriada tendrán derecho una deducción del 20 por ciento de los gastos realizados en territorio español, siempre que los gastos realizados en territorio español sean, al menos, de un millón de euros”.

La base de la deducción estará constituida por los siguientes gastos realizados en territorio español directamente relacionados con la producción:

1.º Los gastos de personal creativo, siempre que tenga residencia fiscal en España o en algún Estado miembro del Espacio Económico Europeo, con el límite de 100.000 euros por persona.

2.º Los gastos derivados de la utilización de industrias técnicas y otros proveedores.

Consulta el Real Decreto o el resumen que propone Audiovisual 451

Comments
Compartir
gestion